Sin margen de error

Cuatro jornadas por delante sin margen de error. Así se presenta el futuro más inmediato para el Mecalia Atl. Guardés, que afronta el último esprint de la competición en 2017. Las de Prades tienen por delante cuatro compromisos en los que, vista la igualdad de la liga, debería evitar fallar si quiere llegar al parón de noviembre con opciones de seguir peleando por conservar el título de campeón.

El primer reto será este sábado 28 de octubre en A Sangriña ante el Canyamelar Valencia (19 h). Los únicos dos puntos que las de Vicent Nogués tienen en su haber los sumaron en el derbi valenciano ante el Bm. Castellón (31-21). A pesar de no lograr puntuar, pusieron en un aprieto al Zuazo (31-28) y en esta última jornada al Rincón Fertilidad Málaga (19-21). Que “cualquier rival puede crear problemas” es una idea en la que Prades lleva haciendo hincapié desde el inicio de la temporada.

En la octava jornada, las gallegas viajarán a tierras ilicitanas para medirse al Elche Mustang el sábado 4 de noviembre (Pab. Mpal. de Carrús, 18 h). La siguiente semana visitará A Sangriña el Hotel Gran Bilbao-Prosetecnisa Zuazo. El cruce con las vascas ha sido elegido como el más destacado de la décima jornada y se retransmitirá por Teledeporte el 10 de noviembre a las 21 horas.

El último partido oficial del año llevará al Guardés al Levante. El sábado 18 de noviembre se verá las caras con el Bm. Castellón (18:30 h). Tras este compromiso, la Liga Guerreras Iberdrola se detendrá hasta mediados de enero.

En diciembre, será turno de la actividad de las selecciones nacionales y autonómicas en las que el conjunto de A Guarda espera contar con una nutrida representación.

A cuatro puntos del Rocasa

El vigente campeón ya cuenta en su casillero con dos derrotas -en sus visitas a Bera Bera (29-24) y Aula Valladolid (30-28)-. El Mecalia se ha dejado por el camino cuatro puntos, los mismos que en todo el curso pasado. Con ocho puntos, el Guardés es quinto, con los mismos registros que el Mavi, pero beneficiado en la clasificación por la mayor diferencia de goles.

Aula, Zuazo y Bera Bera persiguen -con una derrota cada uno- al Rocasa. Las de Antonio Moreno se muestran muy sólidas y seguras en su defensa del liderato.

A la igualdad de la presente campaña hay que añadir otras circunstancias, dentro de las “reglas del juego” para el técnico petrerí, pero que están condicionando sin duda el trabajo y rendimiento del equipo. A un calendario apretado -Supercopa, Liga de Campeones, Liga Guerreras Iberdrola y EHF Cup- se han sumado en diferentes etapas las ausencias de varias jugadoras.

La última en unirse a la enfermería fue Ana Rodrigues, quien aún está a la espera de conocer los resultados de la resonancia que se le realizó el pasado miércoles.

Mientras Castell ya contó con minutos en Valladolid, la vuelta de Doiro y Romero se antoja más lejana. Aún así, la primera línea brasileña continúa quemando etapas en su recuperación y no se descarta que pueda jugar alguno de los últimos partidos del mes de noviembre.

Igualdad, calendario y bajas han condicionado un comienzo liguero que dista del inicio del pasada curso, cuando el Guardés se mantuvo invicto hasta la jornada 7 -derrota ante Rocasa por 25-22-.

De reojo, las gallegas estarán pendientes de varios de los duelos que se producirán entre los equipos de arriba antes del parón, como por ejemplo este mismo fin de semana, cuando Zuazo viaja a Telde para medirse al Rocasa o al cruce Aula-Bera Bera de la décima jornada.

Attachment

Leave a Comment

(required)

(required)